Luisda se impone en el Torneo Padre Knörr en Tudela. Diego es el primer clasificado oberenista y primer veterano.
Tablas
en las tres primeras partidas de la Final del Copa del Mundo, entre Aronian y Ding. Mañana, la cuarta, última a ritmo clásico.
En juego, el Torneo de Isla de Man

lunes, 18 de noviembre de 2013

Buen resultado en el segundo capítulo del triduo del Casco Viejo

Tras habernos enfrentado la semana pasada al Nuevo Casino, en la penúltima ronda nos tocaba en suerte, es un decir, Runa. Lo cierto es que en años pasados, los runeros se nos habían atragantado, a pesar de nuestra teórica superioridad. De ahí a decir que les tuviéramos ganas, va un abismo; así que consideraremos que es una licencia poética. Como esta semana coicidíamos en Oberena nada menos que 5 de los seis equipos (sólo el B rendía visita a Burlada) las autoridades consideron la opción de que, en lugar de jugar en nuestra salita, el Preferente se desplazara a una de las salas que se encuentran sobre el bar. Un sitio magnífico, sin duda. Pero como de buenas intenciones están los cementerios llenos, no es que nuestros contrincantes no lo supieran, es que parece que no lo sabíamos nosotros mismos y se produjo un cierto melantendido en la organización. Así que, para sorpresa de nuestros ilustres visitantes, realizamos unos cuantos viajes entre ambas sedes, ante la perplejidad de los runeros que no acertaban a adivinar cuál era el sentido del montaje (lo de las procesiones es lo que me ha terminado de inspirar lo del triduo, por si alguien aún se lo preguntaba). Lo peor es que nosotros, tampoco. Como ninguno de nosotros vive de esto y casi todos hemos vivido nuestras aventuras, cerca y lejos de los tableros, el buen tono general se impuso y algunos runeros aún bromeaban con que Cesar había venido vestido con el chandal oficial de Armenia. Aronian, como era previsible, no compareció: hubiera puesto la guinda de un comienzo un tanto esperpéntico. Solventados los inconvenientes, nos pusimos a las partidas y, a partir de ahí, todos nos concentramos en lo nuestro.
En el primer tablero, Dani impuso su técnica ante un más que correoso Alfonso Igea, cuyo alejamiento de los tableros, no le ha restado competitividad. Lo que sucede es que cuando Dani está sembrado...
En el segundo, partida digna del Match por el Campeonato del Mundo, Gregorio Sola con blancas frente a Txemi. Este último plantea una defensa insólita en su repertorio, pero Gregorio, en lugar de entrar al trapo, transpone y retranspone. Habían transcurrido 5 jugadas (tal vez seis) y llegaron a una posición que se habrá jugado no menos de 3000 veces, con un resultado muy mayoritariemente de tablas. Por no hablar de todas las páginas de los libros que, pese a algún intento reciente de revitalizar la línea, dicen que...tablas. Así que nuestros particulares GMs hicieron lo obvio, tablas.
En el tercero, Aurelio, sin forzar la máquina, fue apretando a Iñaki Barbería. Lento, pero seguro. Al final la combinación de una posición inferior y la falta de tiempo del runero (lo uno lleva a lo otro) nos dió el punto.
En el cuarto, Sos Rodriguez, un rival siempre incómodo, pareció salir algo mejor de la apertura ante Miguel. Este último, como es habitual, fue mejorando su posición, pero no dió la sensación de tener suficientes argumentos para ganar. Oferta de tablas que fueron aceptadas.
En el quinto, Cesar se enfrentaba a Barri. Este último llevaba un torneo perfecto, así que la apertura se jugó con algunas precauciones por parte del nuestro; de hecho, en el comienzo del medio juego parecía existir un ligerísima ventaja para el negro. Pero, entre que el negro no encontró el plan más incisivo y que el blanco dispuso sus piezas según los dictados del viejo Aarón, la posición fue tornándose favorable a las blancas. Un imprecisión del negro provocó que se llegara a una de esas posiciones de diagrama con el título de "blancas juegan y ganan" y Cesar se apuntó el fino detalle táctico.
En el sexto, la anécdota del reloj de la jornada. No puede haber ronda sin algún chiste de estos. En este caso, alguna de las pilas dimitió y el reloj tuve a bien reprogramarse ante los intentos de revitalizarlo. En fin, en lo que se refiere a ajedrez, Mariano pareció tomar ventaja en la apertura al dejar la estructura de peones de Javier Zaro un tanto dañada. Pero la partida se transformó totalmente al optar por enroques opuestos. Lo que parecían debilidades del blanco se tornaron en amenazas afiladas. Carreras típicas de estas posiciones (salvo cuando juegan Anand y Carlsen, claro) y opciones de mate para los dos; pero Mariano llegaba antes.
En el séptimo, Mikel jugó una partida ante Félix Juanco que me recordó mucho a la de la primera ronda contra Luisda Jiménez. En esta ocasión Mikel afinó más y se llevó el punto, no estoy ahora del todo seguro de si por la superioridad de la posición (que era más que evidente) o porque el reloj de Juanco ya no dió para más.
En el octavo, Andrés no pudo redondear una tarde casi perfecta ante Rubén Marín. Aunque ambos discrepaban durante el análisis sobre el sentido de la posición, a mí siempre me pareció que las blancas llevaban todas las de ganar, como finalmente sucedió.
Todo ello para un magnífico resultado final de 6-2 (así no hay que ir contando, como ya me han regañado), con victorias en todas las partidas con blancas y el 50% en las partidas con negras. Eso es clase.
En el resto de la ronda, lo más relevante era el enfrentamiento entre Orvina y San Juan que se dirimió por un bastante resolutivo 5,5-2,5 a favor de los primeros, encuentro en el que se firmaron 5 tablas y tres contiendas resolutivas (todas a favor de Orvina), que recuerdan casi más a un encuentro del Europeo por Equipos que a un encuentro local. Con este resultado, los de Orvina casi se aseguran el campeonato ya que a los dos puntos que sacan a San Juan y 5 4,5 a Mikel Gurea, en la útima ronda se enfrentan a Nuevo Casino, mientras que los otros dos contendientes por el título se enfrentarán entre ellos.
Mikel Gurea venció a Arrano, como estaba previsto, si bien el resultado (6-2) (6,5-0,5)* es algo más corto de lo esperado y prácticamente acaba con las opciones de los de Burlada de obtener el campeonato. Victoria con el mismo resultado de Nuevo Casino ante Santa Ana, en su visita a Tudela. Parece que los de la Plaza del Castillo fueron con todo, infligiendo la mayor derrota (con la excepción de San Juan) en toda la Liga, a los de La Mejana.
Post-scriptum: Nuestros contrincantes, lo han visto así en su blog. Y San Juan, refleja así la crónica de su encuentro con Orvina en su sitio web.
Post-scriptum II: *La FNA ha publicado en su web la sanción de un punto a Arrano en su enfrentamiento con Mikel Gurea, por incomparencia en el 5º tablero, y la pérdida de los tableros 6 al 8, por mala ubicación, según establece el reglamento, lo que le resta medio punto adicional a Arrano y se lo suma a Mikel Gurea. Estas circunstancias han sido tenidas en cuenta en la clasificación que aparece en la columna de la derecha y en los comentarios que se reflejan en esta entrada. Sin discutir esta decisión (uno tiene mucho respeto por las actuaciones de los Comités) no ha habido siquiera pronunciamiento sobre otras situaciones similares. Misterios.

No hay comentarios: