viernes, 24 de noviembre de 2017

Mañana Rd7: resolución del Navarro por Equipos

  Division Honor                                                                     
1          Runa               19        1934    -         Oberena         28        2127
2          Ansoain          30        2131    -          Santa Ana       28        2066
3          Mikel Gurea   10        1960    -          San Juan         25        2155
4          Orvina             31        2223    -         Paz Ziganda    21        1958

Última ronda con casi todo por decidir. Parte con ventaja (1 punto) Orvina que se enfrenta a Paz de Ziganda equipo que podría parecer asequible, pero que, históricamente, se les suele dar regular.
Algunas opciones, si los orvinos no andan finos, para Ansoain pero que no lo tienen fácil, en absoluto, porque enfrente tendrán a Santa Ana. Un elevado grado de probabilidad de mantener sus opciones pasará por la alineación que decidan (y puedan) presentar.
Remotas opciones de triunfo final para los tudelanos (necesitarían un triunfo contundente frente a Ansoain y que Orvina fallara) e incluso para nosotros, que nos enfrentamos a Runa.
Creo incluso que hay una opción matemática para San Juan, pero esta ya no es remota, sino lo siguiente. En cualquier caso, creo que es la temporada en la que más equipos llegan con opciones a la última ronda, en muchos años.


Primera                                                                    
1         Oberena C campeón
2/3      Santa Ana C - Orvina B
4/5      Santa Ana B -  Mikel Deuna
6/7      San Juan B  - Arrano
8/9      Mikel Gurea - Oberena B
10/11  Gazte Berriak - Mikel Gurea C

Pocas cosas por decidir. Sabemos el campeón, sabemos el equipo que asciende. Sabemos los equipos que el año que viene jugarán en Segunda. Ronda para disfrutar.


Segunda                                                       
1          Oberena D campeón
2/3      Santa Ana D - Ansoain B      
4/5      Ansoain C  -  San Juan D
6/7      Oberena E - Oberena F
8/9      Orvina C  -  Oberena G
10/11   ANASAPS  -  San Juan C
12        Mikel Gurea D           
Aquí tampoco se juegan muchas cosas. Hay campeón y, en este caso, ascenso, ya que nuestro B les brinda hueco en Primera. Eso sí tenemos algún encuentro un tanto fratricida, aunque desprovisto de valor real.
A todo esto, nos veremos en la Ikastola Paz de Ziganda, para continuar la fiesta que se habrá iniciado por la mañana.
Post Scriptum: Según informa la FNA, los árbitros de la última jornada serán Aritz Idiazabal, Adrián Ortega y Eihartze Buiza.

jueves, 23 de noviembre de 2017

Este sábado, Clausura del Circuito Escolar

Este finde, en la Ikastola Paz de Ziganda, aunque nominalmente organizado por Ansoain, se celebra el último Torneo del Cicuito Escolar del presente año.
Desde el sábado las 9:30 de la mañana, piezas en juego.
Desde la página de la FNA, se anuncian un montón de actividades, pero habrá que ver si la meteorología, que lleva tiempo sin brindarnos una gota, se muestra propicia.
Nosotros tenemos aspiraciones en todas la categorías: Sub8, Sub10, Sub12 y Categoría Especial (ver las clasificaciones actuales pinchando sobre cada una de ellas). Alguna, en particular, parece un monocultivo manguiverde.
Ojo a las expectativas, que el Reglamento prevé que, para jugador, cuente un número máximo de Torneos y eso, en algunos casos, ha solido provocar malentendidos, de jugadores que se creían vencedores del Circuito y luego ha habido que consolarlos.
La jornada matutina servirá de preludio de la última ronda del Navarro por Equipos que se disputará por la tarde en el mismo emplazamiento. Pero, eso ya son palabras mayores.

miércoles, 22 de noviembre de 2017

¡Y Campeones de Segunda!

En años anteriores, la composición de nuestros equipos de Segunda era, en general, bastante equilibrada. De manera que, al menos en función de los primeros cuatro tableros, no había grandes diferencias entre los tres equipos. Claro que, luego, las rotaciones y demás provocaban bastantes diferencias en la clasificación.
El año pasado quedamos Campeones de Segunda y, modestamente, tenemos que confesar que nos gustó. Sobre todo por lo que significaba de recompensa para nuestros más jóvenes.
Entre que, por una parte, una vez puestos, no estaría mal repetir y, particularmente, porque la reforma de la Primera dejaba todo en el aire, parecía recomendable crear un cierto colchón de seguridad por lo que podría ocurrir (y, finalmenete, ocurrió). Así que sí, Oberena D era un equipo pensado para poder ganar en Segunda. Claro que lo que casi nadie podía prever es que la abundancia de fichajes de Ansoain iba a mandar a Segunda a jugadores como Axel Roviralta, Jesús Martínez Zazo o José Zaratiegui formando parte de Ansoain B (y otros bastante interesantes también en el C). Además, otros equipos durillos, como los de Santa Ana, Orvina o San Juan.
Tras una Fase de Grupos en el que Oberena C se impuso por los pelos a Ansoain B y con un poco más de margen a San Juan D, el cruce por el título llevó a los nuestros a Tudela para jugar contra un correoso y lleno de futuro Santa Ana D. Para enfrentar la situación, alineación de lujo: Diego, Martín, Dani y Jorge. En el transcurso de la tarde, victoria, relativamente rápida, de Martín a la que siguió otra victoria en la otra partida en la que llevábamos blancas (Jorge). Un 0-2 que presagiaba lo mejor, pero la tarde era larga y nos llega la noticia de la derrota de Diego. Muy mal asunto, porque los sistemas de desempates priman el orden de tableros. Y, además, nos dicen que Dani tiene cierta desventaja de material. Así que una larga espera para que Dani consiguiera unas tablas que nos volvían a dar el Campeonato de Segunda, por segundo año consecutivo y, en este caso, unido al triunfo de Primera.
El resto de los encuentros del sábado carecían de demasiado interés, con excepción del enfrentamiento entre los equipos B y C de Ansoain, que se disputó en Auzoenea, y que permitirá al segundo equipo de Ansoain disputar el subcampeonato a Santa Ana C.
Los resultados de este cruce y los enfrentamientos para la ronda final están en este enlace.

martes, 21 de noviembre de 2017

¡Campeones de Primera!

Era cuestión de tiempo. No es que tengamos la suerte de contar con una generación extraordinaria, sino varias. La madurez que van adquiriendo estos jóvenes la podemos disfrutar (y sufrir) semana a semana. Da manera que tarde o temprano...
Andaba yo dándole vueltas a esto en la última Asamblea, cuando alguien argumentaba alrededor del famoso artículo 1.5 de la Normativa General y sus potenciales beneficios/problemas para el ajedrez navarro: la historia está llena de discursos sobre temas baladíes que se ven superados por la aplastante realidad. Pero así somos los humanos. Bueno, esto dará para alguna otra entrada. De momento, centrémonos en los hechos.
Oberena C, un equipo construido con la voluntad de aunar lo mejor de las generaciones de juniors e infantiles (y aún menores) estaba llamado, tarde o temprano, a vencer en Primera. No era evidente que fuera este año. Pero ha sido con una cierta suficiencia. Mis recuerdos juveniles reflejan situaciones con dos equipos del mismo club ocupando la primera y la segunda posición. Ahora, el reglamento no lo permite, clasificando para el ascenso a quien queda en un lugar modesto, con la excusa de no permitir la existencia de filiales en la División de Honor. Una normativa que se centra en lo formal y no en lo esencial.
Nuestros jóvenes han hecho lo que estaba en sus manos (y mentes): demostrar que tienen no ya un potencial, sino un presente extraordinario. Un fase de grupos impoluta, sin otra falla más que un error administrativo, que no evitó que fueran campeones con cierta distancia. A esto se sumó el cruce con el campeón del otro grupo. Si, en la fase de grupos, ya fue netamente superior al segundo equipo de Santa Ana, tampoco hubo muchas dudas en este cruce, frente al tercero. Esta superioridad en la categoría ha sido posible, incluso, con una participación algo más que escasa por parte de algunos de los componentes más destacados, como Marina e Irati, debido a otra serie de compromisos: Alejandro, Juan, Javier, Aimer, Alex, Angel, Leyre, Cristian y Fermín se han bastado para hacer realidad lo que ya se adivinaba.

En el duelo entre segundos, el triunfo fue para Orvina B, lo que le dará la oportunidad de disputar el subcampeonato ante Santa Ana C en la jornada final.
En el duelo entre terceros, San Juan B y Mikel Deuna empataron a tres, con mejor desempate para estos últimos, que les da el ascenso a División de Honor. Motivo de reflexión por motivos deportivos y extradeportivos. 

Drama en Auzoenea
Oberena B se jugaba un encuentro dramático en Auzoenea frente a Arrano. El devenir de las partidas a lo largo de la tarde no parecía apuntar al resultado final, pero esto es ajedrez. Ambos equipos, como la mayoría en el transcurso de esta jornada, ajustaron un punto sus alineaciones y se presentaron con sus mejores alineaciones...o casi.
Durante la mayor parte de la tarde, me dio la impresión de que el resultado nos iba a ser favorable, pero mis dotes adivinatorias son reducidas. María consiguió una posición más que prometedora, con negras, ante Sebastián Insausti. Yo creo que, una de esas que hay que trabajar con paciencia (es que me estoy haciedno mayor ;-)),....pero a todos nos entusiasma rematar de manera brillante. María entregó una pieza, pero no resultó. No sé si objetivamente era lo mejor. Mal asunto cuando el primer tablero decide muchos desempates en un único cruce. Txema era de nuevo de la partida, esta vez ante Koldo Flores. Partida muy bien trabajada, pero con visos de, a pesar de la ligera ventaja del blanco, terminar en tablas. Txema hizo lo que pudo...y se encontró con la inestimable colaboración de su adversario en el último momento.
Roberto Arana y Santiago jugaron una partida que, no desprovista de interés, apuntaba a unas tablas tempranas. Imposible con estos dos tácticos sobre el tablero. Esta vez, el punto cayó del otro lado.
Las tres últimas partida terminaron en tablas, aunque no fue lo más evidente durante el desarrollo de las mismas. Andrés pareció estar mejor ante Joseba Otano. Pero, en un cambio trivial, se dejó un peon innecesariamente. La existencia de alfiles de distinto color, aún parecía garantizarle una cierta ventaja, en una situación de amenazas al rey enemigo. No fue suficiente: tablas.
En la quinta mesa, Javier pasó todas las piezas imaginables por "d3" para intentar crear alguna situación de ventaja, pero Cesar Razkin es un jugador sólido. Tablas también.
Finalmente, Sabi fue el elegido para defender el sexto tablero. Pareció disfrutar de cierta ventaja ante Unai Vigor, pero este supo defenderse con una precisión que el nuestro no tuvo manera de quebrar.
De esta manera, derrota por la mínima que, dada la reducción de equipos para la siguiente temporada, supone el descenso. Un cierto drama, cuyo potencial no había pasado desapercibido al inicio de la temporada, tras el sorteo de la composición de grupos. Portencialmente no debería de haber pasado, pero...
Arrano se salva de la quema con una victoria pírrica que, sí, le salva del descenso a Segunda, pero le condena a una Primera en terreno de nadie.
Los equipos de Mikel Gurea se enfrentaron en un encuentro sin esperanza, por la reducción de equipos de la categoría.
Los resultados provisionales están aquí, en ausencia, al menos de momento, de lugar oficial (Post-Scriptum: que ha sido actualizado aquí).

lunes, 20 de noviembre de 2017

Vuelco en la clasificación de División de Honor

Como comentábamos el sábado, el duelo más importante era el que enfrentaba a Ansoain con San Juan. Hacíamos esta afirmación, no porque barruntáramos algo especial, sino porque los de Ansoain dependían de ellos mismos para ser campeones. Ya comentábamos entonces que una incógnita importante era la alineación que pudiera sacar San Juan. No es que la misma fuera una revolución, pero Roi volvió a la misma y, creo que, por primera vez en la temporada, también estuvo Bayo; mientras que, por parte de Ansoain, además de la ausencia de los fichajes catalanes, alguna otra baja y, como suceder en estos casos: tormenta perfecta. Los recién ascendidos solo pudieron sumar medio punto en el primer tablero (Roi-Huerga) y uno en el último (Alvaro Garisoain, que acudió a auxiliar a su club desde el C). Estaba claro que San Juan no podía pasar desapercibido en este Torneo. Las opciones de Ansoain, tras un campeonato impoluto, hasta el momento, parecen seriamente comprometidas.
Nosotros, afrontábamos nuestro Tourmalet particular: Orvina. Un rival que no se nos suele dar muy bien. El hecho de llegar a la penúltima ronda empatados con ellos, nos daba ciertas expectativas. Estábamos equivocados. Nosotros pusimos toda la carne en el asador, pero Orvina vino "con todo". Bueno, podemos tener alguna discusión retórica sobre qué es todo, pero, vaya, un equipo impresionante. Ciento veinte puntos de desventaja de media por tablero. El tío Arpad dice que nuestra esperanza matemática era de 2,5 puntos y, para todos esos que dicen que esto no sirve para nada, fueron, exactamente, los que sacamos. Las partidas, claro, tuvieron su vida propia y la coincidencia matemática exacta, no deja de ser más que eso. No pude estar en todas las partidas, porque otros asuntos también requirieron mi atención. Pero, a falta del análisis más autorizado del maestro, la partida entre Dani y Unai Garbisu, me pareció muy interesante. Terminó del lado de Unai, como casi siempre. Pero el juego de Dani me pareció muy afinado y creo que lo vamos a ver acometiendo retos de interés en breve. Mikel firmó unas tablas bastante rápidas con Monje. No estuvo mal. Me pareció que Txemi estuvo bien contra Pablo Urriza, pero este chico juega mucho. Creo que el alfil francés terminó decidiendo la partida. Tuvimos un poco de fortuna en el octavo. Cinza parecía estar mejor, pero Txus es muy resiliente y parece tenerle tomada la medida al gallego. 
Mención aparte para Aurelio. Está jugando a gran altura en este torneo y se impuso, yo diría que con brillantez, ni más ni menos que a Rada. Del resto de las partidas poco puedo decir. De manera que, luchamos como nunca y perdimos como siempre, aunque queda para los registros que todo fue según los cánones del tío Arpad. Decía el sábado, que ambos equipos teníamos un ojo puesto en el subcampeonato: inmenso error. Cuando los orvinos huelen la sangre no hay marcha atrás. Su victoria ante nosotros y la derrota de Ansoain, les pone, un año más, a pesar de una trayectoria más irregular, en la senda del Campeonato.
Por supuesto, Santa Ana también apuró todas sus opciones y endosó un fuerte 6-2 a Runa, para seguir manteniendo opciones. A pesar de la derrota, Runa se aseguró la permanencia, lo que, en sí mismo, ya representa un triunfo.
Paz de Ziganda también se impuso con cierta holgura a Mikel Gurea, a pesar del refuerzo postrero de Pérez Reclusa, lo que condena a estos últimos al descenso y revierte a los de Atarrabia a un sexto puesto, que parece más acorde con su orden de fuerzas...aunque, en la última ronda, les toca Orvina.
Resultados en info64, en este enlace, y la clasificación oficial, en este otro.