Luisda se impone en el Torneo Padre Knörr en Tudela. Diego es el primer clasificado oberenista y primer veterano.
Tablas
en las dos primeras partidas de la Final del Copa del Mundo, entre Aronian y Ding
En juego, el Torneo de Isla de Man

domingo, 5 de octubre de 2014

Escaso premio para un trabajo razonable: Campeonato de Euskadi sub16 por Equipos

Sin perder la sonrisa
El domingo 28 de septiembre se disputó en la Casa de Cultura Clara Campoamor de Barakaldo el Campeonato de Euskadi sub16 por Equipos de Club. El día comenzó antes de las 8 con la cita del equipo en Oberena y viaje hasta tierras bizkainas. En la expedición Marina, los Alejandros, Alex, Martín (quien se estranaba en estas lides) y Javier (quien se reintegraba después del exilio irlandés), además de Jesús, Diego y algún conductor al uso.
Por delante una, presumiblemente, dura jornada ante los más cualificados equipos de la CAV y ciertas incertidumbres ante la estructura del Torneo. El año pasado se había disputado en Vitoria-Gasteiz con un ritmo de juego de una hora "finish". Este año, por eso de evitar las posibilidades de "relojeo" y de darle la importancia que el torneo merece, se anunciaba con un ritmo de 60' + 30" con rondas a las 10, 12.30, 16 y 18.30. Nada que objetar desde la perspectiva de la buena voluntad, pero algo difícil de cumplir desde la lógica de la duración de las partidas. Como ya sucedió con la disputa de los Juegos Deportivos Individuales de Navarra 2014, uno se pregunta si, al menos a veces, no estamos perdiendo la perspectiva de lo que estos Torneos suponen y la parafernalia organizativa que montamos alrededor.
Sospechosos habituales antes del amanecer
Conducción a uña de caballo (de vapor, se entiende) para llegar a la sede de juego. Todo listo...y pregunta inocente: el sistema de clasificación, ¿era por por puntos de partidas o de encuentro? La respuesta fue que puntos de match (encuentro) algo que, a la larga, se iba a manifestar más relevante de lo que parecía. Sin pretender resolver ahora un tema que no es sencillo, resulta evidente que la clasificacion por puntos de partidas es más justo, ya que refleja los resultados reales (lo que se emplea en el Campeonato Navarro por Equipos, por ejemplo). El de matches (encuentros) tiene su aspecto práctico: en encuentros por equipos de larga duracion (Olimpiadas) o más cortos, pero con sistema de liga (todos contra todos) (como el Campeonato de España por Equipos) los encuentros pueden ser más cortos, porque, una vez que existe resultado significativo del encuentro, no es necesario continuar las partidas que no van a contabilizar directamente para el resultado del mismo (por mucho que, particularmente, a los jugadores les interese continuar las partidas por su valor individual). El caso es que aquí era un suizo a cuatro rondas, así que no era ni un caso ni el otro y no contaba para Elo. Bueno, por lo menos podría, potencialmente, servir para acortar el tiempo de las rondas (lo que, finalmente, no fue el caso y las rondas se hicieron interminables).
Ya antes del comienzo del torneo, el árbitro principal, se dió cuenta que el ritmo establecido era un tanto incongruente con el tiempo disponible. Así que las partidas se diputaron, finalmente, a 45' + 30"
Primera ronda (victoria con sufrimiento)
Emparejamiento con Altzaga-Leioa. Nos tocaba Martintxo, pero como ya transcurrido más de un cuatro de hora de la hora prevista del torneo Mikel Gurea no se había presentado, le adjudicaron el bye de no emparejamiento (once equipos), para no desequilibrar mucho el Torneo, y nos reubican con los de Leioa. Eran, en teoría, el equipo más flojo del Torneo, pero ¡atención!, el hecho de que la Ley del Deporte de la CAV sea más restrictiva que la del Estado (y la Navarra) impide a los jóvenes ajedrecistas vascos competir en las mismas condiciones a las que nosotros estamos acostumbrados: su salida a Elo es más tardía y su fuerza es algo engañosa. Además, en la Liga Vasca, ya sufrimos alguna derrota contra sus "mayores", de manera que menos expectativas de las aparentes. El desarrollo de las partidas confirmó las precauciones. Martin queda mal y nunca parece tener ocasiones razonables de puntuar. Alejandro M, en el cuarto, tiene sus opciones en una partida en que los alfiles de distinto color (un tema que se repitió en bastante partidas) pareció dar a la partida una situación dinámica, sobre todo a la vista de la situación de los reyes...que ninguno de los jugadores realemente creyó y se acordaron las tablas. Alex tuvo una partida más que complicada, que pareció comprometer el resultado global de la ronda. Cuando peor pintaba la situación afinó su sentido táctico y consiguió que el rey de su adversaria se viera más expuesto que el propio. Aunque la última partida en finalizar fue la de Marina, fue la que menor lugar a las dudas dejó y se impuso, en una partida bastante larga. Victoria por la mínima y respiro...Bueno ocasión para reponer fuerzas, barritas, pintxos...pero la ronda no finalizaba...lo que no ocurrió hasta cerca de las 13:00.
Las dos partidas iban a caer de nuestro lado ante la atenta mirada de Jesús

Segunda ronda (la liberación)
Rotación en la alineación: entran Alejandro G y Javier, que no habían disputado la primera ronda, no por concienzudas cábalas estratégicas, sino porque llegaron en el segundo coche (cosas de la logística). Enfrentamiento con Conteneo que venía de empatar con Santurtzi, con una de las partidas más largas. La ronda se puso de cara rápidamente, ya que el 1.d4 de Javier fue implacable ante la ausencia de su rival. El resto de las partidas se desarrollaron de manera muy ventajosa: Marina hizo valer un peón pasado apoyado por la pareja de alfiles, Alejandro G destrozó el enroque del rival y Alex ganó un peón temprano con negras que terminó convirtiendo en ventaja decisiva con técnica y paciencia. Son cerca de las 15:00, nos vamos a comer, todo bien organizado por Almansa, pero cuando volvemos, cerca de las cuatro, hora establecida para la tercera ronda, ¡acaban de terminar una de las partidas! Asi que la organización nos cita para media hora más tarde, que finalmente será una hora...Imponderables.
Así que, cuando cerca de las 5 vamos a comenzar la tercera ronda, se nos comunica un cambio del ritmo de juego, con el objetivo fundamental de que los equipos de fuera volvamos a una hora razonable. Lo que se agradece, pero va a resultar fatal para nuestros intereses. En resumen, pasamos a 35' + 15".
¿Dónde está el rival de Javier?

Tercera ronda (lo que pudo ser y no fue)
Primera mesa contra Gros. A estas alturas ya se ve que esta puede ser la ronda decisiva. Nuevas rotaciones, para eso llevamos seis jugadores y alineamos a Marina, Alejandro G, Martin y Javier (que el pobre no habia podido mover más que un peon hasta el momento). Enfrente Gros, no sólo los máximos favoritos, sino que andaban impresionando a estas alturas del torneo y que, para estas rondas vespertinas, recuperan a su número uno, quien no había disputado las matutinas. El transcurrir de la ronda fue de lo más esperanzador. Marina tuvo en todo momento a Ramón Elduayen contra las cuerdas. Pero el donostiarra se defendió con precisión y la partida terminó en tablas. En el segundo, Alejandro G y José Luis Muñoz fueron cambiando piezas, de manera que, sin estar la situación exenta de gran tensión, la partida derivó en tablas. El tercer tablero fue el más incierto, Martín se quedo en desventaja material, pero parecía que la actividad de sus piezas la compensaba sobradamente. Las tablas parecían, cuando menos, garantizadas, pero los relojes fueron avanzando y tras llegar a los cinco minutos de manera igualada...a Martin se le hizo de noche y su reloj cayó por debajo de los dos minutos, para comprobar que, entre un incremento de 30" y uno de 15", hay un mundo (sobre todo si hay que apuntar, lo que sería discutible en el nuevo ritmo): el apuro de tiempo determinó decisiones equivocadas y aunque el resultado final fue debido a la caída de bandera, hacía tiempo que la posición era desesperada. En el último tablero, Javier tuvo otra partida de alfiles de distinto color. Cuando la partida parecía más que favorable por la débil situación del rey contrario, cambió damas sin que fuera necesario y parte de la ventaja se evaporó, a pesar de lo cual siguió luchando de manera encomiable, aunque aceptó una tablas estando mejor en la posición y en el tiempo, y cuando hacerlo significaba renunciar a las posibilidades de empate. Falta de experiencia. En resumen, derrota por la mínima cuando, durante la mayor parte del encuentro, este estuvo de cara, pero faltó rematar.
Y aquí se escaparon nuestras posibilidades

Cuarta ronda (cuando las cosas ya se han torcido...)
La cuarta ronda se inició con esa sensación de que se nos había escapado la oportunidad de ganar el torneo y más por nuestra propia falta de ejecución que por méritos de nuestros contrarios. Mala consejera. Nuevas rotaciones y entran Alex y Alejandro M. La organización se pone "exquisita" y, a estas alturas, limita la permanencia en la sala de juego, cuando ya todo el pescado estaba vendido. Creo que ya estábamos todos bastante cansados. Nos toca Sestao, uno de los gallitos a priori, capitaneado por un viejo amigo, Juan Viqueira, que habían tenido una actuacioón algo por debajo de lo previsto, pero que no dejaban de tener su peligro. El desarrollo del encuentro tuvo mucho de déjà vu de la ronda anterior, con tendencia a ganar. Pero, de nuevo, Marina no concretó; quien sí lo hizo fue Alejandro G. Alex (tercera con negras del piccolo capitano) estuvo, en todo momento, bastante pasivo ante la Siciliana cerrada de su rival; parecían ser tablas, pero terminó cediendo ante la pericia táctica del blanco. Lo que parecía garantizar un puesto en el podium era un peón pasado de Alejandro M...que desapareció del tablero sin dejar noticias de su paradero y, con él, las expectativas de un resultado reseñable.
Luchando con Sestao por medallas, ante la atenta mirada de Juan Viqueira
Sensación más que incierta al finalizar el Torneo: terminamos quintos, como sugería el orden de fuerza inicial, lo que no está del todo mal, pero la sensación de haber dejado escapar el Torneo, sobre todo en la tercera ronda era más que palpable. Simpre se puede aducir que las partidas no terminan hasta que acaban: es lo que hay. Para terminar de completar una situación un tanto absurda, a pesar de no haber jugado a nuestro mejor nivel, si la clasificación final hubiera sido por puntos de partidas (lo que es lo habitual por nuestros lares) hubieramos sido subcampeones (nada que objetar, las reglas  estaban claras): triste consuelo para una jornada que, definitivamente, no constará entre nuestras páginas más brillantes. La lección es que obtener buenos resultados no es fácil y que deberíamos de valorar en su justo término el cúmulo de éxitos que estamos teniendo últimamente con los chicos de la Escuela.

La clasificación final fue liderada por Gros que contó sus encuentros por victorias y quienes sólo encontraron resistencia, en la tercera ronda, ante nosotros. Los subcampeones, de modo un tanto sorprendente, fueron los chicos de Mikel Gurea. Y digo sorprendente no porque no atesoren la calidad que les hace acreedores de dicho título, sino porque llegaron tarde la primera ronda. Como consecuencia, el arbitro les concedió el bye de no emparejamiento (tendrían que haberse emparejado con Marlaxka) y, tras esta victoria indolora, perdieron con Gros, que ni siquiera alineó a su primer tablero, en la segunda ronda, por 4-0. Tras verse casi fuera del Torneo, es evidente que la comida les sentó bien y consiguieron un gran resultado contra Sestao. Cosas del destino, cruce y victoria contra Altzaga en la última ronda, para obtener el subcampeonato. El podium lo completó Sestao. Y la mayor decepción Abadiño, a quien los cruces tampoco le favorecieron. Cosas de los suizos. La clasificación completa está en este enlace. La expedición regresó a casa pasadas las diez de la noche, con la sensación de que jornadas más favorables nos han de quedar por delante.
-----------------------------------------------------------------------------------------------

Pasa den igandean jokatu zen Barakaldoko Clara Campoamor Kultur Etxean Euskadiko Gazteen Talde Txapelketa. 8ak baino lehen abiatu zen espedizioa, Martin (taldean lehen aldiz jolasten zuena), Marina, Alejandro G., Javier (Irlandatik bueltan jadanik), Alejandro M. eta Alexek osatzen zutena. Horrez gain, Diego, Jesus eta betiko laguntzailea joan ziren.
Barkaldora iristerakoan, lehenengoa txapelketaren araudia zehaztea izan zen. Match-etako puntuak erabiltzea aukeratu zen, baita 45’ + 30”-ko joko denbora. Bukaeran, desberdintze sistemak ustezko protagonismoa baino gehiago izan zuen.
Lehenengo partida Martintxoren kontran jokatu behar genuen, baina Mikel Gurea berandu iristean, gure aurkaria Altzaga-Leioa izan zen. Ustez baino gehiago sufritu eta ondoren, 2’5-1’5 irabazi genuen. Partidak, harrigarria izan arren, 13:00etan bukatu zuten, Sestao-ren eta Conteneo-ren arteko partida asko luzatzean.
Bigarren partida bikaina izan zen guretzat. Joko eraginkorrak eta Javierren aurkakoa ez aurkezteak 4-0 irabaztea baimendu zuten Conteneo-ren aurka, Alex, Alejandro G. eta Marina-ren garaipenei esker. Bazkaltzera eta energiak berpiztera.
Arratsaldeko errondak 16:00etan hasi ez ezik, 16:30etan hasi ziren, eta erritmoa aldatu zen, 30 segundotik 15 segundora gehitzea aldatu zen. Etsai zaila izan genuen; Gros, alegia. Porrot tamalgarria jaso genuen, 2’5-1’5. Marina, Alejandro G. eta Javierrek taulak egin zituzten, baina Martinek ezin izan zuen bere etsaiarekin.
Amaitzeko beste derrota gutxigatik, berriz 2’5-1’5. Alejandro G.-k irabazi zuen eta Marinak taulak lortu zituen. Alexek eta Alejandro M.-k, aldiz, galdu zuten.
Azkenean, bosgarrenak. Ez zen izan hasieran ematen zuen txapelketa bazain ona. Gros Gazteen Euskadiko Txapelketa bihurtu zen. Podiuma Mikel Gureak eta Sestaok bete zuten.

3 comentarios:

Gregorio dijo...

Artículo 8.4. Si un jugador dispone de menos de cinco minutos en su reloj en algún momento de un
periodo y no tiene un tiempo adicional de 30 segundos o más añadidos con cada
movimiento, no está obligado hasta el final del periodo a cumplir los requisitos del
Artículo 8.1.

Gregorio dijo...

A. Ajedrez rápido
A.2. Los jugadores no están obligados a anotar los movimientos.

Kaiserlich dijo...

Hola Gregorio. Un placer tenerte por aquí (después de tanto tiempo) y por tus siempre afinados comentarios técnicos. Efectivamente tienes razón, pero cambiar el ritmo de juego de forma sobrevenida nos despistó a todos.