Luisda se impone en el Torneo Padre Knörr en Tudela. Diego es el primer clasificado oberenista y primer veterano.
Tablas
en las tres primeras partidas de la Final del Copa del Mundo, entre Aronian y Ding. Hoy, la cuarta, última a ritmo clásico.
En juego, el Torneo de Isla de Man

domingo, 15 de marzo de 2015

Penúltima ronda de la Fase Previa

La jornada del sábado, que comenzó gélida en lo meteorológico (nieves tras haber estado en manga corta, apenas 48 h antes ¡This is Pamplona!), adquirió una gran intensidad en la tarde en Anaitasuna.
En la primera mesa, a pesar de la  resistencia de Aitor Huarte, Aitor Martínez Bernardo, demostró que parece estar un punto por encima del resto de los competidores y está abocado  a jugar la Fase Final, para la que, si no me equivoco, ya está clasificado con el 100% de los puntos disputados (y un bye que se pidió en la primera ronda).
En la segunda mesa, la situación fue menos dramática y aunque se registraron algunos escarceos, Oyaga y Javier Aguirre debieron de dar por bueno el resultado a la vista del desarrollo de la partida, probablemente, con la clasificación para ambos.
En la tercera, uno de tantos dramas que se vivieron en la jornada: Sergio Iturralde venció con fluidez al reciente vencedor del Torneo de Invierno, Mikel Ochoa.
Y, en la cuarta, la última partida en acabar. Esto sí que fue un acto dramático en toda regla, entre dos de nuestros compañeros. Miguel pareció llegar en mejores condiciones al final, tanto por la posición en el tablero como por los crónicos apuros de tiempo de Martín. La partida parecía llegar a su final cuando Martín, con dos segundos, se inventó un sacrificio de pieza (sí, de una de las dos que tenía) y le complicó la existencia a Miguel, quien creo que devolvió material, probablemente, antes de tiempo. Así las cosas y tras muchos devenires que serían largos de contar (una posición de zugzwang del negro, pero jugaba el blanco (!) y un caballo es malo para estas cuestiones; una muy imaginativa maniobra de Miguel, entre otras), llegaron a una posición en la cual, a pesar de la desventaja de material, Martín pudo forzar tablas, pero, la presión de tiempo y, supongo que el agotamiento, tras haber defendido durante tanto tiempo, omitió la jugada clave. Victoria para Miguel tras una durísima (y larga) lucha.
En la quinta, en un enfrentamiento ente futuribles, Javier Lizuain derrotó con exquisita técnica a Andrés Malón, quien no vió el mate.
En la sexta, el drama elevado a la n-ésima potencia. El primer favorito, Rubén Marín quedó peor en la apertura. Daniel Fernández jugó bien, apretó y llegó a una posición absolutamente ganada. Y, cuando sólo había que rematar, jugó bonito. Ningún problema, la posición aguantaba eso y más...pero no infinitamente. Así que Rubén, quien jugó con inmensa paciencia, tuvo su chance. Creo que la posición aún eran tablas, pero ya se sabe lo que pasa cuando se han dejado pasar tantas oportunidades y el de Runa se llevó el punto entero y grandes probabilidades de entrar en la lista de escogidos, lo que no fue nada evidente durante gran parte de la tarde.
Gran victoria de Aimer, quien empleó buena técnica para imponerse a Juan Rey y, objetivamente, buen resultado de Alejandro ante Ander Garralda, aunque Alejandro pudo haber ido a por uvas, sin que pueda estar seguro de si, necesariamente, la línea llevaba a la victoria. ¡Esto del ajedrez! ;-)
Por cierto, la siguiente mesa vió una partida con brillante resolución. En este caso, Nerea Rosa ejecutó a Mikel Garijo, en una posición en la que este último disfrutaba de gran ventaja de material, pero en la que Nerea supo explotar la debilitada posición del rey enemigo.
Algo parecido, aunque no tan espectacular, a lo que sucedió en la partida entre Haizea Salvatierra y Alex Ortega, cuyo rey también recibió mate.
Leyre consiguió una valiosa victoria ante Pedchenko, aunque, en este caso, fue otra generación.
Brillante la victoria de Javier Habans ante Carlota Aramendia. En un momento dado, Javier eligió un plan que no me pareció el mejor, pero, una vez elegido, fue implacable. Y no lo digo sólo yo, recibí expresiones de admiración de algún fuerte jugador que había en la Sala ante la precisión de su juego. Revela una compresión del juego realmente impresionante.
Isidro y Martín se dieron mutuamente hasta en el carnet de identidad, pero a pesar de buscar ambos la victoria de manera denodada, tuvieron que conformarse con las tablas.
Bueno, una ronda más y el Torneo ya será historia, pero no se resolverá la semana que viene, ya que el próximo finde tenemos el Paz de Ziganda. Por lo que la resolución de este insondable misterio será el 28 de marzo.
Post-scriptum: Como escribí la crónica antes de la publicación de los resultados sólo pude comentar lo que vi de primera mano. Pero habría que destacar las victorias en los encuentros intraoberenistas de Jorge, Lucía y Niobe (bueno, esta última fue más intensa que solamente intraoberenista) y las tablas de Elena, Inés y Miguel Angel.
Los resultados completos de la ronda están aquí.
La clasificación, a falta de una ronda, en este enlace. Recordad que los 15 priemros clasifican para la Fase Final.
Y los emparejamientos de la última ronda, en este otro.

No hay comentarios: